Levanta voo com êxito o primeiro grande avião de passageiros feito na China
Mai, 05, 2017
O primeiro avião de passageiros de meio alcance fabricado na China, o C919, atravessou (hoje) pela primeira vez nos céus da nação asiática sem incidentes. Com o seu êxito, este voo de prova marca a entrada do país numa nova era da aviação e cumpre as ambições aeronáuticas das suas autoridades, que aspiram a poder desafiar no futuro o duopólio dos gigantes da industria, Boeing e Airbus. Por: Ismael Arana Fonte: El Mundo

 

Despega con éxito el primer gran avión de pasajeros hecho en China

El primer avión de pasajeros de medio alcance fabricado en China, el C919, ha surcado hoy por primera vez los cielos de la nación asiática sin incidentes. Con su éxito, este vuelo de prueba marca la entrada del país en una nueva era de la aviación y colma las ambiciones aeronaúticas de sus autoridades, que aspiran a poder desafiar en el futuro el duopolio de los gigantes de la industria, Boeing y Airbus.

El aparato, un bimotor blanco, azul y verde, despegó a las 14 horas local en medio de los gritos y aplausos de las miles de personas que se reunieron para presenciar el acontecimiento desde la pista del aeropuerto de Shanghái, un evento que retransmitió en directo la televisión nacional y que ha durado alrededor de hora y media. "¡Hoy es el día! ¡Hemos sido testigos del exitoso despegue!", declaraba emocionado Yang Chengxi, reportero de la cadena. El ingenio volador es obra de la Corporación China de Aviación Comercial (Comac, en inglés), una empresa estatal fundada en 2008 con la misión específica de producir el primer avión de pasajeros comercialmente viable del país. Se espera que el C919, con capacidad para 158 pasajeros y una autonomía de vuelo de 5.550 kilómetros, pueda rivalizar con el B737 de la estadounidense Boeing y el A320 de la europea Airbus.

Sin embargo, los expertos aseguran que todavía quedan años -si no décadas- hasta que la aeronave china pueda rivalizar seriamente con las dos grandes, que por ahora son más fáciles de mantener. "Para Comac, será extremadamente difícil hacerse un hueco, ya que Airbus y Boeing tienen bien amarrado el mercado de los aviones comerciales, con un largo historial detrás y productos probados desde hace tiempo, en un sector en el que la credibilidad es crucial para convencer a los compradores", aseguró Shukor Yusof, analista del gabinete Endau Analytics.

Además, los reguladores de seguridad de Europa, Estados Unidos y otros países todavía tienen que certificar el avión chino, un proceso que puede llevar años pero que es necesario para que pueda comercializarse en el extranjero.

Aunque su fabricación y subida a los cielos ha supuesto todo un éxito para la industria nacional, lo cierto es varios de los componentes principales de la nave son importados, como el tren de aterrizaje (alemán), los motores (franco-estadounidenses) o parte del interior (austriaco), por lo que algunos analistas aseguran que la afirmación de que el avión ha sido íntegramente fabricado por China es, cuanto menos, cuestionable. La planificación para esta nave comenzó hace ya una década, pero diferentes problemas en su ejecución han ido retrasando su puesta en largo, en un principio prevista para 2014. Ahora, el aparato se ha convertido en una de las piedras de toque del plan Made in China 2025, con el que Pekín aspira a convertirse en autosuficiente en muchos productos de alta tecnología para poder exportarlos luego también. "Solíamos creer que era mejor comprar que construir, mejor alquilar que comprar", dijo al respecto el presidente del país, Xi Jinping, en una visita hace meses a los trabajadores de Comac. "Necesitamos gastar más en investigación y fabricar nuestros propios aviones", ya que no podemos "estar a merced de otros", añadió el líder del país.

En los últimos años, China, que ha invertido cantidades ingentes de dinero en el sector aeronáutico, ha adquirido grandes conocimientos sobre cómo construir aviones de un solo pasillo, ya que ha hecho muchas piezas para el Boeing 737 y ha montando aviones Airbus A320, ambos con una planta en el territorio del Gran Dragón.

Pero además de por la adquisición de conocimientos y tecnología, Pekín apostó con fuerza por producir sus propios aviones por motivos comerciales, ya que espera poder hacerse con una tajada del enorme pastel que representa su pujante mercado aeronáutico. El año pasado, Boeing predijo que las aerolíneas chinas necesitarán unos 6.800 nuevos aviones, valorados en un billón de dólares, durante las siguientes dos décadas, un multimillonario negocio del que las grandes del sector esperan sacar buenos réditos y del que las empresas chinas quieren beneficiarse también. Por ahora, y pese a las dudas que existen de cómo el C919 se va a demostrar más eficiente y fiable que sus rivales, Comac asegura haber recibido ya 570 pedidos de su nueva aeronave por parte de 23 clientes, la mayor parte de ellos compañías chinas. Pero incluso si el avión demuestra ser menos eficiente en el consumo de combustible que las alternativas occidentales, el estado chino podría obligar a la industria de la aviación nacional a comprar este aparato, lo que ya de por sí supondría un buen negocio. Como resumió George Ferguson, analista de Bloomberg, "en algún momento, el gobierno le va a decir a sus aerolíneas: tenéis que comprar estos aviones".

Aun así, China ya ha anunciado que el C919 es tan solo el principio, y que ya se encuentra inmerso en la fabricación de su hermano mayor, el C929, que en el futuro podría competir con los modelos 787 y A330 de Boeing y Airbus, respectivamente.

Por: Ismael Arana
Fonte: El Mundo, em 5 de Maio de 2017
http://www.elmundo.es/economia/2017/05/05/590c487ce5fdeade218b463d.html

eventos
24
MAI
2017
Eventos de Terceiros
The Behavioural Policies of Health - Michael Hallsworth (...)
Livraria Ler Devagar
18H30
30
MAI
2017
Eventos em Parceria
Sessão: sustentabilidade e inovação social, comunidades (...)
Impact Hub Lisbon - Al...
18H00
30
MAI
2017
Eventos de Terceiros
Dia do ISEG e do Antigo Aluno
ISEG
18H00
21
JUN
2017
Eventos de Terceiros
Conferência Internacional - Regional Helix 2017 - Intern(...)
Universidade da Beira ...
00H00
publicidade
cadernoseconomia
Contactos
geral@ordemeconomistas.pt
Telf.: 213 929 470
Fax: 213 961 428
Rua da Estrela, n.° 8
1200-669 LISBOA
Horário dos serviços: Segunda a sexta, das 09h00 às 13h00 e das 14h30 às 17h30
Contacte-nos
para qualquer informação
newsletter
fique a par das últimas notícias